Tropezar mil veces con la misma piedra. El rol de la demanda agregada en el crecimiento

 

1920_Grocery_Store

Introducción

Para ganar la Davis se deben tener buenos jugadores, entrenarse, tomar decisiones, jugar todas las finales que sean necesarias. Pretender ganar una Davis sin llegar a la final no es algo esperable. De igual forma no es posible mejorar el sistema productivo argentino, en calidad, productividad tecnología, saldo comercial y uso de los factores, si no se trabaja en perseverar sobre la estructura económica. Suponer que se puede ganar una Davis sin llegar a la final y sin todo el esfuerzo previo es tan ridículo como suponer que hay atajos hacia el desarrollo, porque de eso estamos hablando. El desarrollo es un camino, no un punto de llegada, porque el mundo y los sistemas productivos son dinámicos y están en constante competencia, en movimiento. La Argentina por fin ganó la Copa Davis, el desarrollo por el contrario es un viaje sin brújula en este tiempo. Como decía el Gato de Cheshire en el clásico cuento de Lewis Carroll, no hay camino correcto si no se sabe a dónde ir. Y en este caso, se precisa un plan. Por eso cabe defender el rol del Estado, su intervención, porque ese plan sólo puede surgir desde el Estado, nunca desde el sector privado que cuando está desregulado, el “mercado” sólo piensa según los intereses de los jugadores más grandes.

 

Sala de situación

Llama la atención que haya quiénes creen que promover un aumento de las ganancias empresarias relativas a su propio patrimonio o inversión, es elemento suficiente para generar un derrame en inversiones y mejoras sociales. Esta visión de la realidad argentina, propia de la ortodoxia, no tiene en cuenta que nuestros empresarios jamás invierten hasta niveles que llegan a superar los límites de la copa, sino que lo hacen justamente antes de que rebalse, para evitar que rebalse. No importa aquí si es un problema de los empresarios argentinos, si cualquier empresario acá actuaría así o no. La solución sin perjuicio de resolver la psicología empresaria nacional recién mencionada, siempre es estructural. Es decir, la solución a la inversión requiere decisiones macroeconómicos, no sólo microeconómicas. Y ése es uno de los problemas con los Ceos, saben bien cómo consolidar un imperio empresarial pero no como favorecer a vaarias empresas al mismo tiempo. La ortodoxia hace un adalid del ofertismo, pero no consigue mejorar la oferta. No sorprende, no hay fundamentos en la demanda para ello.

Y esto que se menciona en el párrafo anterior es clave. Porque en general los empresarios quieren que los costos de las crisis los paguen todos los demás sectores, empezando por los trabajadores. Este comportamiento es conocido como “la necedidad del ajuste”, eufemismo de concentrar la economía hacia el capital en contra de los trabajadores, y al interior del capital hacia los capitales más fuertes, en este caso transnacionalizados. El problema de fondo del actual gobierno a cargo de la Alianza Cambiemos es que representa sobre todo al sector con mayor capacidad para disociarse del ciclo de crecimiento interno para anotar ganancias. Es un problema para el conjunto de la Argentina, por supuesto que no lo es para esa base de representación. Esta base está constituida por los agentes que caracterizan a los ganadores principales del modelo actual y que incluso tienen capacidad de dominio sobre la acción del Estado. Se trata sobre todo de multinacionales, con preminencia de las energéticas, de los bancos extranjeros, y del campo agroexportador. La pregunta que se puede hacer el lector para introducirse en estas problemáticas es ¿quién gana plata en la Argentina en cada momento? ¿Qué poder de conducción sobre el Estado tienen esos sectores ganadores? ¿Qué posibilidad de derrame puede vislumbrarse en ellos?

Distintos indicadores dan cuenta de los beneficios extraordinarios para unos pocos durante estos 11 meses en relación al mismo período del año anterior. Las multinacionales en general, lograron que sus precios, en muchos casos tarifas, tuvieran un aumento muy por encima de la inflación y de la devaluación, además de una apertura financiera que les permitió remitir utilidades y dividendos al exterior por casi 1.000% más que en el acumulado del mismo lapso del año anterior (según BCRA). Los bancos no sólo mejoraron sus ganancias en un 44% (según BCRA), además son los principales beneficiarios de las comisiones por las nuevas colocaciones de deuda, entre las que sobresale el pago a los fondos buitres; deuda que ya toca los U$S52.000 millones (entre nación, provincias y empresas). El campo agroexportador, no sólo se llevó el premio mayor de la devaluación a la que tanto había apostado a fuerza de pintar con palotes blancos los campos, sino que además se benefició con la quita de retenciones. Para mencionar algunos de los ganadores citados aquí, cabe destacar a Louis Dreyfus, Cargill, Bunge, Nidera, ACA, Toepfer, ADM, Noble, Oleaginosa Moreno y Amaggi. Estos diez monstruos exportadores del campo juntos explican algo así como el 75% de las exportaciones del campo. El derrame de ellos se da sobre los productores de los commodities que exportan, y sobre insumos o bienes de capital para el campo, es bastante poco si se tiene en cuenta su rol en toda la actividad económica. Existe una mayor compra de insumos y maquinaria, pero si hay apertura comercial el derrame es puntual y mínimo. Entre los bancos se encuentran los muy conocidos: HSBC, Deutsche, JP Morgan, BBVA, Santander, Citi, UBS. Los capitales de las automotrices, Shell, PAE, Total, Techint, Arcor, son otros de los ganadores del caso.

No sólo se trata de sectores que pueden disociarse del ciclo interno de actividad, además ocurren dos cosas: a) les puede ir incluso mejor gracias a la caída de la economía, porque la menor inflación por la recesión no pone tanto en juego su renta extraordinaria, libera excedentes para exportación y permite sostener un tipo de cambio que favorece tasas positivas en dólares promoviendo la valorización financiera; b) derraman nada en la población con alta propensión a consumir cualquier unidad extra de ingreso que reciba, que es el sector objetivo de cualquier política de consumo, demanda y fortalecimiento del mercado interno. O sea ni mayor actividad, ni derrame, ni difusión social de los beneficios del modelo.

Sin embargo, se puede pensar mejor esta realidad que vive el país para salir de la recesión, o evitar que la caída sea aún mayor.

Seguir leyendo esta entrada

ap / lecturas

ap / comunidad

La estrategia legislativa de la oposición “constructiva”: balance y perspectivas

El triunfo presidencial de Mauricio Macri se consumó a través de una “larga marcha”. En efecto, el líder de Cambiemos logró aumentar trabajosamente su caudal electoral a lo largo de las tres jornadas sucesivas en que se desarrollaron los comicios durante 2015, hasta alcanzar el ansiado 51% recién el 22 de noviembre. Una de las […]

“Y en eso llegó Fidel”

Murió Fidel Castro. Nos habíamos acostumbrado a la noticia. Desde las usinas mediáticas del norte se adelantaron a la muerte de este gigante casi en 50 años. Hasta hace unos meses habían anoticiado a sus televidentes por cadena que el líder cubano había fallecido. No sólo gambeteó más de 500 atentados elaborados sofisticadamente por sus […]

Una oportunidad

  Ya es noticia que el proyecto de reforma política, el cual incluía el voto electrónico, no se va a tratar este año y que, por lo tanto, no va a ser de aplicación en 2017. Para los que creíamos que el proyecto presentaba más problemas que soluciones resulta una noticia satisfactoria por lo que […]

Los aciertos del perdedor

Del 83 para acá, las del año pasado fueron las primeras elecciones presidenciales peleadas en Argentina. Alguien podría citar 2003, pero aquella paridad era ilusoria. Menem perdía en segunda vuelta con cualquiera, y fue una aventura de su entusiasmo vislumbrar un éxito en la primera. Sin embargo, el ajustado equilibrio electoral de 2015 no emergió […]

Los tiempos de la reforma política

El anhelo del gobierno nacional por modificar el actual sistema electoral mediante la introducción del voto electrónico enfrenta diversas dificultades. Aunque aprobado por la Cámara de Diputados con amplia mayoría, en el Senado, al parecer, el proyecto no cuenta con los votos suficientes para convertirse en ley, al menos en su versión original. En las […]

Dominación

Este breve texto parte de una hipótesis. Once meses de gobierno de Mauricio Macri permiten aventurar que la coalición política que encabeza el Presidente no tiene en mente ser “un gobierno más”, en el marco del juego político conocido, sino forjar un nuevo tipo de dinámica que excluya del régimen político a ciertos programas y […]

Pensamientos poselectorales aleatorios

Por José Itzighsohn. Al igual que la mayoría de mis amigos, estoy impresionado esta mañana por el resultado de las elecciones, temeroso sobre el futuro y preguntándome cómo explicar lo que ocurrió y qué podría significar una Presidencia de Trump. Entonces aquí van algunas reflexiones rápidas y aleatorias que reuní para tratar de darle sentido […]

Debate Reforma Electoral en el Senado.

Se desarrolla un plenario de comisiones en el Senado de la Nación para debatir la Reforma Electoral. En representación de tooooodoooo lo que estuvimos escribiendo aquí, expone nuestro compañero Tomás Aguerre, Senador Emérito de Artepolítica por Olavarría. Sí, medio que nos tomamos en serio la cosita esta. Miralo y escuchalo acá:

más entradas

Recomendados en Facebook

Archivos

  • Por mes

Buscar en los blogs

Búsqueda en los blogs del blogroll de Artepolítica. Podés agregarla a tu blog.